Menu de artículos Mentenebre


Inicio
Reseñas Música
Reseñas Cine
Reseñas Literatura
Cronicas
Entrevistas
Reportajes
Calendario
Noticias
Fichas
 Estados Unidos 
Mayo - 2020
L M X J V S D
01 0203
04 05 06 07 08 0910
11 12 13 14 15 1617
18 19 20 21 22 2324
25 26 27 28 29 3031
Junio - 2020
L M X J V S D
01 02 03 04 05 0607
08 09 10 11 12 1314
15 16 17 18 19 2021
22 23 24 25 26 2728
29 30
Envia nuevos Eventos

Tienda MN
12.00€ Det++
 
 
 Excelente ensayo filosófico sobre el significado del Diablo en los años del Renacimiento.

Enrico Castelli - "Lo demoníaco en el arte. Su significado filosófico"

 
MN Simple
MN Avanzado

 
Publicado
2007-12-31
 
Siruela publica un excelente ensayo que tiene todavía vigencia, más de medio siglo después de que viera la luz. Aunque desde una perspectiva cristiana, el texto nos ofrece algunas ideas notables acerca del ángel negro.
 

"Lo demoníaco en el arte. Su significado filosófico" escrito por Enrico Castelli en la editorial de Siruela (ISBN: 978-84-9841-088-4) con 417 páginas.
Desde Italia y presentado en 2007 se encuadra en el género Ensayo
Enlace Relacionado: Siruela
Valoración: 9 sobre 10

      A veces uno tiene que lamentar que algunas corrientes sean elitistas y quieran un desarrollo independiente del resto del mundo. Esto es lo que sucedía con Aby Warburg y su biblioteca, a través de los cuales se formó mi corriente contemporánea favorita dentro de la Historia del Arte: la iconología. Pues sí, si esta corriente no se hubiese gestado de forma tan hermética (sólo grandes eruditos, tras pasar un exhaustivo examen, podían entrar en este círculo y usar esa excelente biblioteca multidisciplinar) quizá Castelli hubiese podido beber de su influencia y haber formulado este ensayo desde una perspectiva más amplia, ya que su gestación es paralela al desarrollo en la sombra de la iconología.

Michel Pacher - San Wolfgang y el DiabloNo quiero con esto minusvalorar este trabajo, que está tremendamente documentado y cimentado sobre amplísimos conocimientos, pero como me tira tanto la perspectiva iconológica me hubiese gustado que ésta hubiese tenido un cierto peso a la hora de examinar a este ilustre personaje: el Diablo.

Un breve apunte sobre Enrico Castelli (1900-1977). Mencionar que fue catedrático de Filosofía de la Religión en Roma y que otros textos reseñables del autor son "Il tempo esaurito" (1947), "Il tempo invertebrato" (1969) e "I presupposti di una teologia della storia" (1952).

El presente trabajo de Castelli se estructura en dos partes, la primera de un contenido estético-filosófico, donde el autor realiza interesantes reflexiones acerca de una serie de conceptos atribuibles a la condición satánica, dentro de su período de estudio, que abarca tanto a los nórdicos como los italianos en el fragor del Renacimiento. Estos conceptos son: lo fantástico, el desgarramiento, lo oculto, la seducción de lo horrible y lo caprichoso y lo horrible. Son abarcados quizá desde una perspectiva demasiado cristiana, aunque quizá esta es la perspectiva adecuada ya que en la época en que se centra el estudio la fuerza y el poder de la Iglesia, fundamentalmente la Católica, aunque emergían en esa época las reformas protestantes, son tan aplastantes que su influencia en los artistas es enorme. Castelli, a la hora de hablar de los artistas acuña un término muy adecuado: los pintores-teólogos, pues van a plasmar en sus cuadros lo diabólico desde un punto de vista enfocado desde la profunda creencia.

El Bosco - Las Tentaciones de San AntonioYo, como amante del arte, encuentro sin embargo en la segunda parte los contenidos más interesantes del ensayo. Va a abordar en primer lugar lo diabólico presente en los pintores clave, fundamentalmente los nórdicos, aunque no resiste el impulso de comentar a los italianos que, pese a liderar la corriente renacentista, quizá por el resurgir del paganismo clásico, van a tratar los temas cristianos sin hacer gran caso a la figura de Satanás, de importancia bastante menor que la que tiene el Demonio en El Bosco o en Brueghel el Viejo, bastiones de los nórdicos. Uno de los capítulos se dedica a la explicación de una serie de láminas que vienen adjuntas al final del libro y que consisten en una muy exhaustiva recopilación de pinturas en las que el peso específico se concede al Diablo. Sólo esta compilación otorga un gran valor a este libro. Las reseñas pictóricas se estructuran en una breve nota biográfica del autor, cuestión interesante, y un análisis iconográfico que aporta luz al significado concreto de determinados objetos y símbolos que aparecen en los cuadros y cuya interpretación requiere de grandes conocimientos. Es en este punto donde opino que la perspectiva iconológica hubiera dado una mayor solidez a este discurso.

La segunda parte contiene también grandes tesoros. El primero la descripción de un libro enigmático: el "Ars Moriendi", un libro grabado y traducido a multitud de lenguas ya en la época que explica las tentaciones que ofrece el diablo al moribundo antes del último estertor. Castelli nos da una amplia explicación de este interesante texto. También dedica un capítulo al "Códice Antonita", otro texto de capital importancia: la fuente primera para la vida de un santo insigne y que impregna la temática de la pintura que tiene que ver con el Diablo: las tentaciones de San Antonio, un tema que volverá a tener un resurgimiento, aunque desde una perspectiva diametralmente opuesta, en el Simbolismo a finales del XIX. Del santo también menciona otra fuente capital, "La Leyenda Dorada" de Jacobo de la Vorágine, cuyo texto sobre San Antonio se reproduce íntegramente. También aporta otras fuentes para el conocimiento del Demonio, como la "Summa Theologica" de Alberto Magno.

Completa el texto un glosario de términos que nos sirve de guía para entender determinados símbolos a la hora de analizar obras artísticas que tienen que ver con el Diablo. Una especie de breve diccionario de símbolos demoníacos de gran utilidad.

Son escasos los estudios serios sobre la figura del Demonio, y pese a no compartir del todo el punto de vista del autor y de la distancia temporal que nos separa de este texto, creo que es un libro que merece mucho la pena. Texto caro pero que no debería faltar en la biblioteca de un siniestro que se precie, amante de la figura del ángel caído. Una lectura muy recomendable.

Libro Comentado por: Pedro Ortega  {MN}

Información Relativa al Artículo
Editoriales: Siruela
Géneros: Ensayo
Nacionalidades: Italia

*{Derechos Reservados}*

{ Submenú Libros } { Menú de Reseñas Literatura }

Valoración de los lectores
Usuarios Registrados
Lectores No Registrados

{ Envianos tu Opinión }